¿Por qué es importante dejar reposar la masa en panadería?

julian-hochgesang-Ms9Zb6umsKU-unsplash.jpg

Si eres de los que les gusta hacer tu propio pan en casa, este es un tema que seguro te va a interesar.

Seguramente el amasado es una de las cuestiones que más te hace dudar a la hora de preparar pan en casa, sobre cómo hacerlo, cómo saber que ya está lista y más. Es por ello, que aquí te diremos, cómo conseguir una buena masa.

 Un buen amasado requiere de práctica, sin embargo, también es fundamental tener claras una serie de cuestiones básicas que te ayudarán en tu misión.

 El amasado es una técnica de homogeneización en donde nuestro ingrediente principal es la harina. Esta aporta ligazón, elasticidad y tenacidad a la masa.

Durante este proceso la harina absorbe mucha agua, cuando esto sucede las proteínas suelen retener hasta tres veces su propio peso y el almidón aproximadamente un 36%.

 Esta absorción de agua va a depender fundamentalmente de la granulometría de la harina, el contenido en proteínas y almidón y de la humedad, que no debería ser de más de un 15%.

 Así que para crear una masa que sea perfecta, cuando estés trabajando en la mezcla de agua y harina, tienes que amasarla por lo menos unos 10 minutos a mano, hasta conseguir una superficie lisa y suave al tacto. Después de esto habrás conseguido un buen desarrollo del gluten con lo que el producto será exitoso.

 Una vez terminado el amasado es importante dejar reposar la masa, ¿por qué?, porque hay que dar tiempo a que las proteínas y el almidón de la harina absorban el agua o la leche de forma que las burbujas de aire creadas por el batido crezcan y se escapen.

Con esto conseguimos que la mezcla sea homogénea, ya que cada partícula de harina estará igualmente hidratada. Así a la hora de la cocción, esta será uniforme.

 

#ConsejosSantaVida

  • Te sugerimos utilizar un tipo de harina con bajo contenido en proteínas, es decir, harina floja, y batir la masa, trabajándola lo justo para hacer que los ingredientes se mezclen, ya que el gluten se desarrolla más en cuanto más se amasa.

  • Si quieres acelear un poco el proceso de relajación de la masa, puedes agregar un chorro de vinagre al inicio, así los enlaces de gluten se harán más rápido, debido a que el hidrogeno contenido en el vinagre, empujará a las proteínas.

 

Así que la próxima vez que te encuentres horneando en casa, recuerda dejar un rato tu masa reposando para obtener mejores resultados.

 

Ahora que si quieres convertirte en un experto en panadería, en Santa Vida te diremos cómo hacerlo. Contamos con talleres de Panadería Francesa y Mexicana en donde te enseñaremos paso a paso como elaborar delicioso pan dependiendo del estilo o la región de origen.

Conoce las fechas de nuestros próximos talleres y vive la #ExperienciaSantaVida.

Sofia Franco